jueves, 20 de mayo de 2010

Tesoros que encontramos

Hola amigas! Hace unos días, paseando "por ahí" como a todas nos gusta hacer, me crucé con un blog nuevo para mí. Miré las fotos de los trabajos - exquisitos todos ellos-, leí algunos tutoriales - muy brillantes y simples, por cierto-, pero lo que me atrapó como un imán fue un relato que encontré en una de las entradas. De autor aparentemente desconocido, y con el permiso de Blanca (la autora del blog Cosiendo y cantando), hoy me gustaría compartirlo con uds.

BORDADOS DE LA VIDA

Cuando yo era niño, mi madre trabajaba mucho cosiendo. Yo me sentaba en el suelo, miraba y preguntaba qué es lo que estaba haciendo. Ella me contestaba que estaba bordando.Todos los días yo hacía la misma pregunta y ella me contestaba lo mismo. Observaba su trabajo de una posición abajo de donde ella se encontraba sentada, y repetía: “Mamá, que es lo que estás haciendo?”
Le decía que, desde donde yo la miraba, lo que estaba haciendo me parecía muy extraño y confuso. Era un amontonado de nudos e hilos de diferentes colores, largos, cortos, unos gruesos y otros finos... Yo no entendía nada.

Ella sonreía, miraba hacia mí y de manera amable me decía: “Hijo, sal un poco a jugar, y en cuanto termine mi trabajo yo te llamaré y te cogeré en mis brazos y dejaré que veas el trabajo desde mí posición.Pero yo seguía preguntándome desde abajo donde estaba: ¿Por qué ella usaba algunos hilos de colores oscuros y otros claros? ¿Por qué me parecían tan desordenados y enmarañados? ¿Por qué estaban tan llenos de nudos y puntos? ¿Por qué había tantos nudos y hilos enredados entre si? ¿Por qué no tenían aún una forma definida? ¿Por qué tardaba tanto para hacerlo?Un día, cuando yo estaba afuera jugando, ella me llamó. “Hijo, ven aquí, que te coja en mis brazos”.
Me cogió y me sorprendí al ver el bordado. “¡No me lo podía creer! ¡Desde abajo me parecía tan confuso! Pero, desde arriba, he podido ver un paisaje maravilloso.” Entonces ella me dijo:- “Hijo, desde abajo mi bordado te parecía confuso y desordenado porque tu no veías que en la parte de arriba había un bello diseño...
...Pero, ahora, mirando el bordado desde mí posición, tu ya puedes ver qué es lo que yo he estado haciendo”.

Muchas veces, a lo largo de los años, he mirado hacia al cielo y he dicho: “Padre, ¿qué es lo que estás haciendo?” El parece responder: “Estoy bordando tú vida, hijo”.Y yo sigo preguntando: “Pero lo veo todo tan confuso... Padre, todo está desordenado. Hay muchos nudos, situaciones difíciles que no terminan y cosas buenas que pasan rápido. Los hilos son tan oscuros... ¿Por qué no son más brillantes?”
El Padre parece decir: “Hijo mío, ocúpate de tú trabajo, relájate... confía en mí. Yo haré mí trabajo. Un día, te llevaré a ti en mis brazos, y entonces irás a ver el plan de tu vida desde mí posición”.


Espero que les haya gustado. A mí me provocó ternura y me dió una gran sensación de paz.
Las invito a visitar el blog de Blanca. Va ser un paseo de lo más placentero, abran los ojos y maravíllense como hice yo cuando vi, entre otras cosas, el Dear Jane en versión punto cruz!!!!!!
Gracias Blanca por tu generosidad al permitirme incorporar este relato aquí.

9 comentarios:

Graciela dijo...

Hermoso Graaaaaaaaaaaaaaaaaaaa sublime!!!!!!! me mato besos para vos,al por mayor jajajaj

Blanca Abreu González dijo...

Hola de nuevo ..gracias por tus palabras ...un saludo cariñoso ..te sigo

Angie dijo...

Hola graciela, pase a agradecer tu visita y tus palabras, en verdad, el blog de Esperanza, para mi ha sido, una fortuna descubrilo, al igual que tantos otros que somos fans, ya de ella, no lo crees asi?, pero bien una hace lo que puede, y por cierto me he detenido a leer este relato que sacaste del blog de blanca, y en verdad divino, asi nos parece la vida ha ratos, toda enmarañada, pero cuando habres el corazon te das cuenta que todo tiene su razon de ser, hoy por hoy estoy saliendo de mi cancer de mamas, airosa, pues tengo vida, para seguir disfrutando a mis hijos, mi esposo, mi familia y lo que tanto me gusta hacer que son mis manualidades, hoy por hoy no necesito nada mas, que tengas un buen fin de semana, nos leemos

Angie

Celia Ciuffo y Marta Peralta dijo...

Hola Gra, soy Celia de Córdoba de http://telarpatch.blogspot.com
Qué lástima que no puedas venir a Córdoba, pero contactate con Cecilia que seguro organizan para que pueda ir tiene muy buena disposición, ojalá lo logren!!!. Cariños desde Córdoba

Sandra dijo...

Maravilloso..!!
Voy a ver ese blog, si todo es tan lindo como este relato ...
Te mando un beso y feliz finde..!!

el taller de sonia dijo...

gracias por compartir esto y por invitarnos a conocer otro blog her moso un beso

Graciela dijo...

paso a dejarte un besito

María Cristina dijo...

Que hermoso texto!!!
Feliz día de la patria!!!
Besitos

Marcela dijo...

Qué lindo!!! Y yo tengo la esperanza puesta en que verdaderamente ocurra eso: que cuando lleguemos al cielo podamos entender el por qué de tantas cosas que aquí nos parecen inexplicables. Estás tan productiva que no alcanzo a seguirte en tus entradas Gra!! Me encanta como te quedaron los trabajos terminados!!! Bravo!!! Bueno, te mando un beso grande!!!